Las Diosas en Tí, curso online de crecimiento personal femenino.

home4Descubre tu poder personal, optimiza tus cualidades y mejora tu autoestima con el curso online “Las Diosas en tí”

12 lecciones, 12 diosas, una conexión total con tu Naturaleza y todas sus caras.

¿De que trata el curso online “Las Diosas en tí”?

Son 12 lecciones, 12 diosas, una conexión total con tu Naturaleza y todas sus caras.

En cada uno de los 12 meses, tendrás la experiencia de conocer una Diosa que te guiará con sus enseñanzas a través de su propia Mitología, aportándote una información útil y práctica sobre asuntos de tu interés para tu propio crecimiento.

Descubre tu poder personal, optimiza tus cualidades y mejora tu autoestima. Este curso es un camino en el que, a través de diferentes técnicas, tú misma serás capaz de empoderarte como Mujer, conectarás con tu esencia de Diosa y descubrirás herramientas para tu desarrollo personal de por vida.

¿Qué obtendrás con este curso?

- Aumento de la autoestima y reconocimiento propio.

- Aprenderás a reconocer y potenciar tus mejores cualidades y sobre varios aspectos del universo femenino, como por ejemplo, cómo nos influyen los ciclos, tanto hormonales como naturales.

- Adquirir o desarrollar cualidades que necesites según tus objetivos y deseos.

- Equilibrar tus energías.

- Descubrir tu propio poder interno y desarrollarlo.

Y todo eso cómodamente, adaptado a tus horarios y ritmo, con un grupo de estudio en el que compartir y acompañamiento personal.

¿Como funciona?

Una vez de alta, podrás ver el temario en tu zona privada dentro de la web, con recursos adicionales, como audios, meditaciones...

Acceso total a grupo de estudio en Facebook, con información variada acerca de los temas que vamos tratando, preguntas y comentarios, etc.

Una tutoría individual por Skype de una hora de duración (opcional) por módulo.

Atención personalizada: Puedes contactar conmigo todas las veces que necesites durante el curso a través de mi email.

Curso Online Las Diosas en Tí – Módulos mensuales

12 Lecciones – 12 Meses – 12 Diosas

Enero-Kali

Sin títuloFinal y principio de año. Un año cae y empieza uno nuevo, con nuevos retos y proyectos, y cómo no, los miedos de que éstos fracasen.

Kali representa el aspecto destructor de la divinidad, es destructora de la maldad y de los demonios.

Vemos con Kali que, al igual que en la Naturaleza y en todas las cosas, es necesaria la destrucción para la consecuente renovación. Y esto tiene mucho que ver con lo que vamos a trabajar este mes, en destruir y atravesar nuestros miedos, para renovarnos, para llegar a trabajarnos y conseguir los objetivos que nos proponemos cuando comienza el año, o al menos, no quedar paralizadas por él sin avanzar.

Existe mucho desconocimiento acerca del miedo, y esto se pone de manifiesto en la actitud de descalificación que las creencias culturales han generado, que han convertido al miedo en una emoción indigna. Por tanto, equiparar miedo con cobardía, es una de las confusiones que más daño producen y merma la autoestima.

El miedo es una señal que nos está dando un mensaje. El problema es que en vez de explicarnos esto, se le ha dado una connotación negativa, y al  final se convierte en miedo disfuncional, porque nos angustia, inhibe, desorganiza y bloquea.

Vamos a trabajar entre otras cosas, en atravesar estos miedos para ir hacia nuestro objetivo vital y mejorar nuestra autoestima.

¿Cuanto cuesta?

Suscripción mensual de 20€ al mes, el curso tiene una duración de 12 meses, puede empezar cuando lo necesites.

Febrero-Kali

Brigit-y-la-Luz-que-brilla-en-tiBrigit era una de las diosas de mayor entidad entre los celtas. Su nombre significa “la poderosa”.

Con ella, comenzamos la etapa de La Doncella. Ya se huele la primavera, y salimos de las Diosas Oscuras y el arquetipo de La Anciana Sabia de noviembre, diciembre y enero (Hécate, Cerridwen y Kali), para ir hacia fuera, para hacer crecer la semilla que plantamos en la etapa anterior, durante el invierno.

Brigit es una divinidad del fuego, y también una Diosa Triple. Su fuego también es triple: el fuego sanador, el fuego de la forja y la chispa de la inspiración. Como fuego sanador, es capaz de curar todas las heridas y de hacernos encontrar la chispa perdida en nuestro cuerpo y en nuestra alma, aunque como todo fuego, siempre quema.

El fuego de la inspiración es un regalo que muchos desean ardientemente experimentar. Los Celtas de antaño suplicaron a la Diosa Brigit por esta chispa divina, y esto es lo que buscaremos en nosotras durante este mes.

El mensaje que vamos a trabajar con  esta Diosa es: Enciende tu inspiración

¿Cuanto cuesta?

Suscripción mensual de 20€ al mes, el curso tiene una duración de 12 meses, puede empezar cuando lo necesites.

Marzo-Artemisa

Artemisa,-la-CazadoraEn marzo llega la primavera, y nuestro ánimo cambia. Nos sentimos con más ganas de salir, de hacer cosas. Es el momento propicio para dar forma a las metas que nos propusimos con Brigit, y comprometernos a mantener la llama encendida.

Para ello, recurrimos a Artemisa, la Diosa de la caza.

Artemisa nos da  la capacidad para concentrarse en cualquier cosa importante para una misma, sin ser distraídas por las necesidades de los demás. El enfoque, el poder para dirigirnos a nuestro objetivo.

El poder personal requiere una parte de compromiso. Es decir, tomar las riendas y comprometerse con una misma al objetivo de alcanzar nuestras metas. Comprometerse quiere decir que vamos a tomar decisiones, y emprenderemos acciones para llegar a donde queremos.

Lo mismo sucede con nuestro crecimiento: debes comprometerte contigo misma (si no, nadie más lo hará) y tomar las acciones necesarias. Es muy fácil leer un libro sobre ello, y luego no hacer nada, y luego nos quejamos. Esto es TU elección. En primavera y en el arquetipo de la Doncella, siempre vamos a estar más dispuestas a trabajar en ello.

Abril-Atenea

Atenea,-la-GuerreraAtenea es la Diosa de la Sabiduría y la Artesanía. También se considera una diosa guerrera, pues en la antigüedad era considerada la protectora de Atenas, y el orgullo de su padre Zeus.

Con Atenea vamos a trabajar el pensamiento racional el intelecto. Es una Diosa que se ve claramente sobre todo en las mujeres lógicas, que dan más importancia a la mente que al corazón.

Cuando estemos buscando estrategias para llegar a nuestros objetivos, buscaremos nuestra parte Atenea, y también cuando necesitemos que las emociones no nos dominen cuando debamos tomar decisiones.

Asimismo, recurriremos a Atenea cuando necesitemos diplomacia. No se trata de ir pisoteando a todo el mundo, sino descubrir por ejemplo, que podemos decir NO cuando haga falta, sin dañar a nadie. Y lo que es más importante, decir NO, a veces es necesario para poder dedicarnos a aquello que nosotras queremos. Las mujeres en demasiadas ocasiones nos cargamos de trabajo que no nos deja tomar tiempo para otras cosas en las que nos gustaría invertir, aunque sea para descansar. Esto es también muy importante para nuestro empoderamiento. El poder tener tiempo para descansar, o para planificar qué queremos hacer realmente, pues a veces estamos tan ocupadas que ni lo habíamos pensado.

Sin embargo, hay que equilibrar. Si estamos demasiado en la mente, podemos perder el contacto con nuestro cuerpo y el disfrute de todo aquello que también nos importa.

Mayo-Afrodita

Afrodita-–-La-AmanteAfrodita es la Diosa del Amor, de la sexualidad, los placeres y la creatividad.

A través de ella podemos disfrutar de los placeres diarios y de la sensualidad. También es una diosa transformadora. Cuando Ella llega, todo cambia a través de su creatividad y pasión.

Cuando nos sentimos influídas por Afrodita, nos sentimos bellas, sensuales, creativas, y podemos poseer poder de seducción (no siempre tiene porque ser sexual).

La creatividad es muy importante, nos ayuda a buscar soluciones creativas a problemas de la vida diaria. Una vez hemos descubierto nuestra parte guerrera, necesitaremos también soluciones creativas para los posibles obstáculos que puedan surgir y para ayudarnos a crear las estrategias con Atenea.

También apreciamos la belleza con Afrodita. Esto es muy importante para mantenernos “en el presente”. Disfrutar de un paisaje, de una obra de arte, regalarnos un relajante baño….son cosas que construirán nuestra felicidad del día a día, y nos ayudarán a mantenernos enraizadas y no en el estrés diario.

En cuanto al aspecto sensual, esto es disfrutar de los sentidos. Cualquier cosa como disfrutar de una buena comida, un masaje, etc. No olvidarnos de estas pequeñas cosas, porque nos hace perder nuestra parte divertida. Procuremos disfrutar de todo, y nuestra vida será más creativa y placentera.

 

Junio-Isis

Isis fue una de las Diosas principales del Antiguo Egipto: Diosa Madre, Diosa de la Sanación y la Magia, y también la que traía la abundancia, pues Ella hacía que el Nilo cada año se desbordara para regar los campos cultivados y que hubiera comida para los habitantes de su tierra.

El verano es época de sentirnos plenas. Ya podemos sentir en la Naturaleza esa sensación de abundancia. Y ahora toca sentirlo en nosotras. Y es el momento de vivirlo plenamente, y de disfrutar, y de esperar pronto recoger los frutos de lo que hemos hecho.

Debemos de nuevo buscar el equilibrio: esta vez entre el dar y el recibir, entre el arquetipo de la Madre y los demás

Permítete recibir. Muchas veces nosotras mismas e inconscientemente no nos lo permitimos: no aceptamos halagos ni cumplidos, no nos dedicamos tiempo ni mimos. Empecemos a cambiar eso y sintamos la plenitud en el hecho de equilibrar estos dos extremos. La energía debe fluir, no debe parar, es un intercambio.

Julio-Demeter

Démeter es la Diosa de las Cosechas, pero ya hemos hablado de la abundancia y la plenitud. Démeter también es una Diosa Madre.  En el mito, es la madre de Perséfone, que al perder su hija, raptada por Hades, se negó a seguir dando sus frutos.

Es la energía de la mujer que se convierte en madre de sus amigos, de sus familiares, de su pareja…perdiendo así su energía, porque éstas se convierten en relaciones equivocadas.

Con esta Diosa, podemos aprender a sanar la relación con la madre. Inexorablemente, madres e hijas estamos unidas, y aunque no lo queramos, somos muy parecidas a ellas, en el fondo. Y si no lo somos, es porque lo estamos evitando, porque no la aceptamos.

Hay que ser madre cuando toca, pero no con la pareja, por ejemplo. Tu pareja te quiere a ti, no a la madre que eres. Si te conviertes en su madre, estás creando un desequilibrio. Las relaciones son más sanas cuando cada uno de los componentes tiene proyectos, unos en común y otros por separado, son amantes, amigos, cómplices….pero no madre e hijo/hija. Lo mismo sucede con las demás relaciones.

En cuanto a sanar la relación con la propia madre, debemos aprender a perdonar. No tratemos esta relación desde la culpa. Tu madre lo hizo lo mejor que supo. Los hijos no vienen con libro de instrucciones, y lo hacemos lo mejor que podemos y sabemos.

Y lo que es más importante: perdónate a ti misma. En ocasiones, somos muy duras con nosotras mismas, nos exigimos y exigimos. Creemos que esto viene del exterior. Pero no es así. En ocasiones somos nuestra peor enemiga.

Acepta y entiende que tienes defectos, que no eres perfecta. Y que así está bien. Ello no te da más derecho ni menos de estar en este mundo. TE MERECES tu lugar en el mundo.

 

Agosto-Sekhmet

Sekhmet significa “la Poderosa”. También es una Diosa relacionada con la destrucción. Pero con ella lo que vamos a hacer, es destruir todo aquello que nos impide poner límites a los demás y expresarnos como realmente somos.

A pesar de ser una Diosa de la destrucción, Sekhmet también es la patrona de los médicos en el Antiguo Egipto. Así que vamos a pensar en lo sanador que va a ser el ser capaces de expresarnos desde nuestro yo, sin miedos, sin límites, siendo conscientes de nuestro poder.

Sin embargo,  el poder no es para someter, sino para sentirlo desde dentro, para estar EMPODERADAS, para sentirnos capaces.

También en este aspecto, los límites son muy importantes, en parte nos muestran hasta qué punto nos hacemos valorar, hasta que punto permitimos algunas cosas.

Y lo que es más importante: hasta que punto nos valoramos a nosotras mismas.

La Diosa Sekhmet nos va a enseñar acerca de los límites: cuándo ponerlos, en qué nos afecta y cómo nos empoderamos cuando utilizamos nuestra sabiduría interior con ellos.

Septiembre-Lilith

Con Lilith trabajamos  a la mujer salvaje,  aquélla más conectada a sus instintos, aquella que no tiene miedo de mostrarse tal como es en su interior. Aquí no existe la “mujer buena “y la “mujer mala”. La mujer salvaje simplemente ES. Es la mujer que se siente libre.

Aquí hay mucho de la herencia cultural: la voluptuosidad, el mostrarse abiertamente sin miedo a ser considerada “mala”, se ha tapado en Occidente bajo la doble moral. Se ha tachado de mujer inmoral a toda aquella que se mostraba en todo su poder.

Y aún se esconde otro tipo de oscuridad: nuestra intuición, el poder innato de la mujer de ir un paso por delante, se enterró en el pasado, se acusó de brujas a las mujeres. Afortunadamente hoy, este concepto está cambiando.

Porque como ya sabemos, cuerpo, mente y espíritu van unidos, y cuando la mujer descubre ese poder intuitivo, y físico, esa mujer salvaje, hace un cambio, tiene más poder. Y ello en la antigüedad asustaba mucho a los hombres, que maltrataron la imagen de la mujer dándole esa imagen de inmoral, bruja (con connotación negativa), y prostituta. Y había que ponerla en su lugar. Y la mujer siempre debía estar contenta, servir a los demás, ser sumisa…

Es importante explorar este lado de nuestra Lilith, porque en caso contrario, sucede que en ocasiones explota, y entonces este poder no controlado, podría hacernos daño a nosotras y a los demás. En cambio, si somos conscientes, si lo trabajamos, lo aceptamos y lo abrazamos, nos sentiremos transformadas. Y también habrá transformaciones a nuestro alrededor.

Octubre-Perséfone

Perséfone en un principio era la Koré, una doncella, una ninfa que jugaba feliz en el prado bajo la vigilancia de su atenta madre, Démeter. Ella no era consciente de su atractivo sexual, pero al parecer Hades si, que la raptó y se la llevó a su reino: el Inframundo.

Es inevitable a lo largo de la vida bajar al Inframundo de vez en cuando; sin embargo, debemos saber y aceptar que todo está regido por ciclos: el día/la noche, el paso de los años, las estaciones… la Naturaleza pasa por sus ciclos sin quejarse, sin desfallecer, sólo se adapta, y continúa adelante.

Llega el otoño, y así como los árboles se despojan de sus hojas para ahorrar la energía de cara al invierno, en el que la Naturaleza se repliega y descansa, nosotras debemos deshacernos de todo aquello que nos quita energía.

Estás creciendo, y cuando esto sucede, debes dejar atrás todas aquellas cosas que ahora ya te impiden avanzar. Ahora ya las puedes ver, Lilith te las mostró.

De nuevo, Perséfone nos pide que tomemos las riendas de nuestra vida, que reinemos en nuestro reino, y dejemos atrás todo aquello que ya no nos sirve para avanzar y que nuestro reino crezca próspero

Noviembre-Hécate

Hécate se considera actualmente la diosa de la hechicería y lo arcano.

Con Hécate continuamos buscando el equilibrio entre nuestra luz y oscuridad, pero aquí no tanto la oscuridad reconocida como aquella parte nuestra oscura, que no queremos mostrar, ni mostrarnos a nosotras mismas, sino la oscuridad relacionada con aquello que está, pero no se ve. De siempre se ha dicho que las mujeres somos intuitivas, pero en ocasiones nos hemos olvidado de prestar atención a nuestra intuición, y nos perdemos muchos mensajes que nos pueden ser de ayuda en las encrucijadas de nuestro camino de vida.

Durante estos meses, y aprovechando también que en la Naturaleza ya las noches son más largas y hay más horas de oscuridad, vamos a dedicarnos a trabajar a nuestra Diosa Oscura.

Cuando haces esto, ha llegado el momento de encarar a tu  propia sombra. Esa parte de ti misma que niegas, que escondes, que no te gusta, que repruebas, que los demás reprueban (o tú misma crees que reprueban).

Es importante estar en paz y armonía con tu Diosa Oscura, para aceptarte. Al enfrentar todos tus miedos, demonios y fantasmas, sabes internamente que saldrás fortalecida, que después de ganar esta batalla ya nada podrá derrotarte.

Por ello, hay que mantener unos espacios en nuestra vida diaria, donde seamos capaces y podamos escucharnos a nosotros mismos: meditar, hacernos preguntas, re aprender a sacar esa sabia interior.

En esos momentos en que estamos más en silencio, es como mejor se puede cultivar el arte de la intuición. Tu intuición se puede comunicar contigo de diferentes formas. Puedes recibir un mensaje en forma de visión mientras meditas o sueñas. Puede ser en forma de sensación corporal, de pensamiento, o de voz interna.

Así que como va llegando el Invierno, esa época de recogimiento, vamos a trabajar con Hécate el aprender a escuchar nuestra intuición y a dejar que nos alumbre con sus antorchas los caminos que deberemos elegir en las encrucijadas.

Diciembre-Cerridwen

Cerridwen es una diosa galesa que poseía el caldero de la Inspiración y la Sabiduría. Se le considera una diosa patrona de los ciclos de la vida, muerte y renacimiento, así como de la inspiración, creatividad y adivinación.

La magia es de dentro hacia fuera, pero siempre empieza dentro, asi como el amor a nosotras. Y aquí el título nos dice “morir y  renacer fortalecida”; nos hemos ido liberando, y debe morir nuestro antiguo yo, para que el nuevo renazca, con fuerza, quitando miedos con Kali, comenzando a llegarnos la luz con Brigit, yendo a cazar nuestros objetivos con Artemisa….y así seguiremos en este viaje que hemos emprendido. Pero como veis, es necesaria una renovación, una renovación de la cual a partir de ahora seréis conscientes y cada año, con el otoño, podréis ir a repasar vuestra oscuridad, cada vez con menos miedo, y dejar ir todo lo que en vuestro nuevo ciclo no necesitéis, para ir a esa renovación anual.

Llega el Invierno, que posee esa energía que hace que nos apetezca estar acurrucados junto al fuego, descansando, sintiéndonos en reposo, buscando el silencio.

Y con el poder de saber escucharnos y descansar, nos preparamos para plantar aquellas semillas de las cosas que deseemos que nos acompañen en nuestro renacimiento. Y como estamos en esta época de recogimiento y reflexión, es cuando podemos aprovechar para trabajar en otra de las partes de nuestra oscuridad: el subconsciente.

 

Con el curso conseguirás

  • Herramientas para tu Desarrollo Personal de por vida.
  • Aprenderás a reconocer y potenciar tus mejores cualidades.
  • Aprendizaje sobre varios aspectos del universo femenino, como por ejemplo, cómo nos influyen los ciclos, tanto hormonales como naturales, y como afrontarlos para nuestro bienestar.
  • Cómo adquirir o desarrollar otras cualidades que necesitemos según nuestro objetivo vital.

Por que trabajar con diosas

Las Diosas son poderosos arquetipos, y muy fáciles de entender.Las Diosas y Dioses de la antigüedad representaban fuerzas de la Naturaleza al principio, pero más tarde en la Historia, decidimos darles forma para poder representarlos en pinturas, grabados o estatuas para los Templos.

La forma que les dimos fue la humana, pues es con la que mejor nos podíamos identificar. Y así, los Dioses/Diosas también llegaron a tener su propia personalidad.

Si yo te hablo de una “mujer Afrodita”, es fácil pensar en qué tipo de mujer sería, conectada con su sensualidad y feminidad. O si te digo “tal mujer es un arquetipo Atenea”, puedes pensar que es una mujer enfocada en la mente, y algo guerrera, centrada en sus objetivos.

Por ello me gusta trabajar con ellas, a las mujeres que vienen a mis talleres les resulta fácil conectar con cada Diosa, e identificar sus patrones de comportamiento con ellas. Y aprendiendo esto, ellas solas al final de cada curso pueden ser capaces de utilizar las capacidades de cada Diosa (que al mismo tiempo viven dentro de cada mujer) para sus objetivos vitales.

Además, saber que tienes cosas en común con una Diosa es agradable…¿a quién no le gustaría sentirse una de ellas? A mí me encanta…

La Mitología también está llena de historias que les sucedían a estas Diosas, y que fácilmente se pueden identificar con patrones que podemos seguir las mujeres o situaciones que se nos pueden presentar en la vida, y ver como ellas lo resolvieron, o cómo les resultó al final, tanto para poder actuar como lo hicieron ellas en su historia, como para no volver a repetirla. Esto es muy útil, pues quizá nosotras desde nuestro interior no identificamos bien la situación que se nos está dando, pero gracias a la Mitología la podemos identificar y, si es necesario, rectificar para intentar no cometer los errores de siempre.

También podemos conocerlas mejor, para recurrir a ellas cuando lo necesitemos dependiendo la fase de nuestra vida en que nos encontremos o el objetivo que deseemos alcanzar.
Y todo esto, se puede trabajar de una manera muy agradable y sencilla, fácil de asimilar y de recordar, pues las Diosas han existido desde antiguo en nuestra cultura, y perviven hoy en día, porque aún tenemos mucho que aprender de ellas.